5 consejos para aprovechar mejor tu coaching empresarial

5-consejos-para-aprovechar-tu coaching-empresarial

Si nunca antes has trabajado con un entrenador de negocios, probablemente te preguntes: ¿Qué hace exactamente un coach y qué hago yo como cliente de coaching? Los siguientes consejos de coaching empresarial te darán una visión más clara del proceso y de cómo sacar el máximo provecho de trabajar con un coach.

Consejos para aprovechar mejor tu coaching empresarial

1. Comprender y aceptar tu papel como cliente de Parque empresarial Trabajar con un coach es colaborativo. El coach te da consejos y orientación, y tú los pones en práctica. Así mismo a tu manera individual, haciendo tus propios juicios sobre la marcha.

Al contratar a un entrenador, te embarcas en un período activo y enfocado en el desarrollo de tu negocio, empresa o proyecto.

Su papel consiste en participar activamente en el desarrollo de estrategias y planes que te ayuden a alcanzar tus objetivos. Que tu entrenador puede ayudar a aclarar y definir.

Cómo aprovechar el coiching al 100 %

Aprovecharás al máximo tus sesiones de coaching si:

  • Prepárate para cada sesión con preguntas y temas específicos que desee abordar.
  • Están abiertos a recibir consejos y hacer preguntas para aclarar cualquier cosa que sea confusa.
  • Esfuérzate activamente por alcanzar las metas establecidas en las sesiones de coaching y siga adelante con las acciones establecidas en las sesiones.
  • Manténte organizado y haga un seguimiento de su propio progreso entre las sesiones de coaching (con la ayuda organizativa del coach).
  • Reporta su progreso honestamente.
  • Comunícate abiertamente, incluso sobre temas de negocios o asuntos que te resulten difíciles o que te hagan sentir inseguro.

El rol del coach en tus negocios

2. Entender el papel de su entrenador de negocios. El papel de tu coach es darte dirección, consejo y apoyo para iniciar o dirigir un negocio, gestionar el autoempleo. También gestionar tus proyectos y todo lo relacionado con el desarrollo de tus emprendimientos.

Tu entrenador no puede hacerlo por ti, y no puede hacer magia. Cada coach es diferente en lo que ofrece; en mi trabajo de coaching, lo que puedo (y quiero) hacer es:

  • Ayudar a estructurar sus ideas y sus prácticas existentes, con el fin de desarrollar sistemas de negocio racionalizados.
  • Asesorarte sobre un amplio espectro de temas que son cruciales para el éxito del negocio (por ejemplo, desarrollar un mercado objetivo, redactar un plan de negocios, gestionar las finanzas, contratar y gestionar personal, hacer negocios en línea, etc.).
  • Ofrece sugerencias y orientación sobre cómo construir un negocio que apoye la vida que desea llevar, y cómo mantener el equilibrio entre el trabajo y la vida privada.
  • Escucha tus ideas, planes, enfoques y prácticas y te dé una retroalimentación honesta. Incluyendo sugerencias sobre cómo puedes hacer mejoras.
  • Ayudarte a establecer metas y desarrollar hábitos efectivos para perseguirlas y alcanzarlas.
  • Ayudarte a mantenerte organizado proporcionando resúmenes y planes de acción después de cada sesión de coaching.
  • Apoyarte entre nuestras sesiones de coaching respondiendo a tus preguntas por correo electrónico.
  • Apoya tus esfuerzos de trabajo en red y ayúdanos a construir tu red sugiriendo a gente que deberías conocer, y haciendo presentaciones cuando sea apropiado.

3. Lleguar a tiempo a las sesiones de coaching. Recuerda, este es tu momento. ¡Aprovecha al máximo! Dar prioridad a estas sesiones y llegar a tiempo ayuda a ponerlo en el espacio de cabeza correcto para los negocios.

No te quedes con muchas dudas en tu coaching empresarial

4. Estar dispuesto a ser desafiado por el proceso. Es posible que algunos de los consejos de su entrenador le resulten difíciles de aceptar o de poner en práctica (o ambos). Animo a mis clientes a explorar nuevas formas de probar cosas que pueden no estar en su zona de comodidad.

También creo que vale la pena examinar por qué ciertos aspectos del autoempleo son más difíciles para ti. Por ejemplo, la incomodidad en la gestión de las personas, o el trato con el dinero. Cada entrenador tiene su propio estilo; el mío es de apoyo, inquisitivo y honesto.

Si creo que una de tus ideas es cuestionable o totalmente loca. Te lo haré saber, siempre con la vista puesta en cómo puedes modificar tu idea o plan para hacerla más viable.

5. ¡Haga muchas preguntas! No te contengas porque temes que una pregunta sea obvia o por miedo a que revele que «no sabes lo que estás haciendo». Nadie sabe lo que hace todo el tiempo! Incluso los empresarios más sabios y exitosos tienen puntos ciegos.

Entrar en un compromiso de coaching es tu oportunidad de preguntar sobre cualquier cosa – realmente cualquier cosa, que quieras saber. No puedo hablar por todos los entrenadores, pero si no sé la respuesta, te lo diré. Más a menudo, tendré una respuesta o podemos resolverlo juntos.